Ética y veganismo contra la psicopatía

En este artículo hablaré sobre la psicopatía y su ideología. De momento dejo aquí la parte que tenía antes en el artículo principal (actual resumen), y la iré mejorando.

La psicopatía es un condición biológica en la que el cerebro no tiene capacidad para desarrollar empatía hacia el sufrimiento ajeno ni hacia la vida ajena, dicho esto en el sentido de «sentir el sufrimiento y la muerte ajena como si le ocurriera a uno mismo». A quien es así se le llama psicópata.

Dicha incapacidad biológica para sentir empatía en ese sentido tiene como consecuencia una ideología psicópata según la cual el sufrimiento y la vida ajena no son cuestiones importantes. Esto quiere decir que no es necesario ser un psicópata para hacer el mismo mal que un psicópata puede hacer a otros.


UNA HISTORIA DE VIOLENCIA

Tal vez, los humanos hemos llegado a la situación que estamos por haber sido unos monos asesinos. La violencia de los pueblos cazadores originarios fue racionalizada y perfeccionada mediante la domesticación de quienes no son humanos y mediante la esclavitud humana. A mediados del siglo XVIII y principios del siglo XIX, el liberalismo y su capitalismo, mediante la Revolución Industrial, perfeccionó esa misma violencia aún mucho más, siendo hoy en día la granja industrial su ejemplo por excelencia. El socialismo/comunismo no se quedó atrás, pues aunque, al contrario que el liberalismo, prioriza el derecho a la salud y a la vida sobre la propiedad privada, está siendo discriminatorio al ser antropocentrista.

Mediante la violencia, quienes no son humanos son explotados y matados para satisfacer intereses de humanos. Este modelo de ideología esclavista también fue usado en el pasado contra humanos y aún existe en la actualidad, por ejemplo, en el trabajo de humanos en condiciones de explotación y de esclavitud. Este modelo tiene que ver con la lucha amo-esclavo: el amo tiene el interés de beneficiarse lo máximo posible de sus súbditos para mantener su estatus de poder y así satisfacer sus intereses, mientras los súbditos luchan por hacer prevalecer sus derechos frente al amo. La razón por la cual los súbditos no hacen prevalecer su mayoría sobre el amo es ideológica, puesto que los súbditos han sido adoctrinados culturalmente para que piensen y sientan como si fueran amos, y a desear ese estatus sobre otros súbditos; son víctimas de una hegemonía cultural que aprovecha el lado menos racional del ser humano para disolver sus intereses en una masa de confusión, intereses vanos e hipocresía ética. No hay sólo una lucha de clases, sino también una lucha egoísta, anti-Ética, de todos contra todos. La falta de Ética hacia quienes no son humanos es la base fundamental en la que se apoya la ideología injusta y violenta que domina las sociedades humanas. La psicología ha mostrado que la crueldad hacia quienes no son humanos es un importante indicador de posible crueldad posterior hacia los seres humanos.

"No se necesita una persona mala para servir en un mal sistema. La gente común se integra fácilmente en sistemas malévolos." Stanley Milgram


"La mayoría de nosotros no piensa en nuestra cultura como una cultura arriera. Si miramos a nuestro alrededor, vemos más que todo carros, caminos, suburbios, ciudades, y fábricas, y mientras que hay enormes predios cultivados de granos, y ganado pastando en el campo, no nos damos cuenta que casi todo el grano se cultiva como alimento para animales de producción, y que la cantidad casi imposible de millones de aves, mamíferos, y peces que consumimos están confinados fuera de nuestras vista en enormes campos de concentración llamados “crianza intensiva”. Aunque no es tan obvio para nosotros hoy en día como lo fue para nuestros antepasados hace unos miles de años, nuestra cultura es, como lo fue la de ellos, esencialmente una cultura "arriera", organizada alrededor de poseer y "cosificar" animales, y comerlos." (seguir leyendo...)


PSICOPATÍA E IDEOLOGÍA PSICÓPATA



Robert Hare estima que el 1% de la población es psicópata. (Link)

La idea que tenemos sobre los psicópatas nos ha llegado a través del ejemplo extremo de los asesinos en serie, pero la realidad es que sólo una minoría de psicópatas llegan a asesinar, la gran mayoría pasan desapercibidos para quienes no sufren su personalidad maligna. El prestigioso psicólogo criminalista Robert D. Hare estima que un 1% de la población es psicópata -otras estimaciones llegarían hasta un 6%, llegando a un 21% en los puestos de altos directivos. Según Iñaki Piñuel, profesor en la Universidad de Alcalá de Henares (Madrid), en España hay más de un millón de «psicópatas puros» y entre cuatro y cinco millones de «psicópatas normalizados o integrados», entre narcisistas, trepas, maquiavélicos o malvados. Los psicópatas han nacido sin la capacidad para empatizar con el sufrimiento ajeno y sentir compasión. Para el psicópata los demás individuos sintientes sólo somos medios mediante los cuales satisfacer sus intereses: cosifican a los demás. No tiene cura: la tomografía por emisión de positrones y la imagen por resonancia magnética (MRI) muestran la actividad del cerebro ante determinados estímulos; los estímulos relacionados con las capacidades de empatía e encuentran ausentes en el lóbulo prefrontal del cerebro en el caso de los psicópatas. Otros tests para diagnosticar la psicopatía son la Psychopathy Checklist (PCL) y la Psychopathy Checklist-Revised (PCL-R). Un psicópata nunca practicará el veganismo por su propia voluntad pues ello limitaría sus intereses gastronómicos, de ocio, etc. aunque podría disimular con la finalidad de engañar o de adaptarse a una sociedad vegana tal y como hoy la mayoría de psicópatas evaluan las consecuencias judiciales antes de satisfacer sus intereses; pero nunca será sensocentrista. Para ampliar información puedes visitar la sección: El humano violento.



La defensa en contra del psicópata - El arte de la supervivencia urbana (Link)
(Activa los subtítulos en español.)


PSICOPATÍA Y PATOCRACIA

Pero la existencia de psicópatas no es lo más peligroso, pues son minoría, lo más peligroso es su ideología, reflejo de su carácter, pues esta ideología puede ser seguida por quienes no son psicópatas. El psiquiatra polaco Andrew M. Lobaczewski ha estudiado las causas de los periodos cíclicos de la injusticia social en un estudio interdisciplinario al que ha denominado ponerología, el cual hace uso de datos de la psicología, la psicopatología, la sociología, la filosofía y la historia para explicar tales fenómenos como la guerra de agresión, la limpieza étnica, el genocidio y los estados policiales. En su libro Ponerología política: Una ciencia de la naturaleza del mal ajustada a propósitos políticos habla sobre cómo los psicópatas -y su forma de razonar- cíclicamente se abren camino y llegan a la "cima" de la sociedad, pudiendo culminar ésta en una patocracia:


La teoría y investigación original fueron realizadas por psicólogos y psiquiatras trabajando en Polonia, Checoslovaquia y Hungría durante los años antes de la institución del comunismo, como Kazimierz Dabrowski y Stefan Blachowski. Las investigaciones realizadas por Andrew M. Lobaczewski sobre psicopatía y patocracia han tenido continuidad y difusion de la mano de sus seguidores Laura Knight-Jadczyk y Henry See. Para evitar que el Estado se convierta en una patocracia, la Constitución debería prohibir que psicópatas accedan a puestos de poder y promover la educación sensocentrista para que los valores psicópatas no se propaguen en una sociedad ética y emocionalmente incauta. Para ampliar información puedes visitar la sección: La sociedad violenta.

"El mundo es un lugar peligroso. No por causa de los que hacen el mal sino por aquellos que no hacen nada por evitarlo". Albert Einstein

"Lo único necesario para el triunfo del mal es que los buenos no hagan nada". Edmund Burke


Documental "Inside Job". La banca privada crea una crisis económica en 2008 (Link)

Otras pruebas de que el mundo está gobernado por una élite psicópata que actúa como una mafia que introduce a otra gentuza en la política, en la magistratura, en la policía, en el ejército, en la religión, en los medios de comunicación, en agencias, etc. para que trabaje por sus intereses:




Documental "The Corporation ¿instituciones o psicópatas?" (Link)


RECHAZAR LA ÉTICA SUPONE LA AUTOCONDENA DE LOS HUMANOS

Millones de personas humanas y no humanas están sufriendo y siendo asesinadas mientras lees estas líneas. La indiferencia ante el sufrimiento ajeno es uno de los mayores cánceres que existen en la sociedad, pues socialmente significa que, excepto uno mismo y quienes me interesan, lo que les ocurre a los demás no importa, siendo éste el caldo de cultivo para la expansión de la injusticia y de la violencia que conducen finalmente a la guerra. Ésta actitud de dar la espalda a la realidad y a la Ética es la causa raíz que condena a los humanos.