NORMAS SOBRE COMENTARIOS: Los comentarios de infraseres no se publican, no pierdas tu tiempo...........................................

23 may. 2016

ARGUMENTO:
“Tú no eres la persona más apropiada para decirme que debo ser vegano”

RESUMEN: ¿Se puede rebatir una afirmación o un argumento mediante ataques personales? Éstas son algunas de las preguntas a las que aquí vamos a responder.

Algunas personas intentan rebatir afirmaciones y argumentos de otras personas señalando sus defectos o errores, e incluso insultándolas. Esta manera de argumentar atacando personalmente al interlocutor es una falacia informal conocida como argumento ad hominem. El hecho es que si algo es éticamente correcto o incorrecto eso es así independientemente de quien lo afirme.

Palabras clave: argumento ad hominem, falacia, tu quoque

Algunas personas intentan rebatir el veganismo usando un argumento que ataca o desacredita a quienes lo defienden. Por ejemplo, estas personas dicen: «Toda la vida has consumido productos de origen animal, eres el menos indicado para decirnos lo que es éticamente correcto consumir y lo que no» o «el veganismo es erróneo porque tú compras vegetales de agricultura no vegana»[1]. Este argumento es muy usado en Política y es una falacia informal llamada argumento ad hominem, «ad personam», «argumento dirigido al hombre» o «ataque personal» (también puede ir dirigido a un determinado grupo de personas). El argumento ad hominem no se enfoca en rebatir el argumento de la otra persona, sino en intentar desacreditarla personalmente señalando sus defectos o errores, e incluso insultándola. Por lo tanto el argumento ad hominem no rebate nada, pues cuando algo es cierto, es cierto, y cuando es falso, es falso, independientemente de quien lo diga. En el caso de la Ética, lo que es éticamente correcto o incorrecto no depende de quien lo dice, pues el bien y el mal existen[2] y en ellos se fundamenta el deber, es decir, las normas éticas[3].




Argumento o Falacia Ad Hominem (Link)