EL VEGANISMO ES PONER EN PRÁCTICA LA ÉTICA MEDIANTE EL RESPETO A LOS SERES SINTIENTES...................................NORMAS SOBRE COMENTARIOS: Los comentarios de infraseres no se publican, no pierdas tu tiempo........................................... Los comentarios están moderados, lee las Normas sobre los comentarios................................. Si no sabes dónde dejar tu comentario pregunta en el Foro General..............Gracias......................Las respuestas son mejoradas constantemente, no dudes en ayudar a mejorarlas..........................

miércoles, 7 de diciembre de 2016

ARGUMENTO:
"No se demostró que X no existe o que es falso, entonces X existe o es cierto"

RESUMEN: ¿Quién debe demostrar una afirmación, quien la formula o quien la escucha? ¿el acusado es culpable mientras no demuestre que es inocente o es inocente mientras no se demuestre que es culpable? Éstas son algunas de las preguntas a las que aquí vamos a responder.

Cuando hablamos de existencia (de realidad) nos referimos a existencia en el presente (presentismo), no a «existencia en el pasado» ni a la «existencia en el futuro». Algunas personas usan la confianza de los demás para afirmar cosas sin demostrarlas, de esta manera pueden mantenerles engañados y manipularles mientras no les descubran. La falacia de eludir la carga de la prueba consiste en afirmar una conclusión sin aportar razones que la fundamenten o en exigírselas al oponente, pero es quien sostiene algo quien debe probarlo más allá de toda duda razonable. Si alguien afirma que «X no existe expíricamente» sin demostrar empíricamente que X no existe se la estaría jugando sin saber si ha acertado, pues podría ser que X existiera o que X no existiera; en cambio, si afirma que «la existencia de X no me ha sido demostradada empíricamente» entonces eso no implica nada para la realidad objetiva, pero sí para la realidad subjetiva: X no existe empíricamente en el conocimiento de dicha persona, es decir, si afirma «X no existe para mí» entonces dice algo cierto, y eso seguirá así mientras X no le sea demostrado empíricamente.

Palabras clave: afirmar, carga de prueba, creer, hipótesis nula, empirismo, negar, probabilidad bayesiana

Primeramente quiero dejar claro que este artículo trata sobre demostraciones empíricas de existencia, no sobre demostraciones lógicas de existencia, las cuales son tratadas en otro artículo[1]. Por ejemplo, la existencia de la conciencia (junto con sus experiencias de: dolor, placer, alucinaciones banales o divinas, etc.) no puede ser demostrada empíricamente a otros, sino sólo a uno mismo: la existencia de conciencias ajenas sólo se puede demostrar lógicamente. Sin embargo existe una relación entre demostraciones lógicas y demostraciones empíricas: aquello que se define de manera contradictoria, por ejemplo «un círculo cuadrado», sólo existe como idea contradictoria.

Alguna persona defiende el idealismo filosófico: dice que es erróneo afirmar la existencia empírica de objetos, pues según ella no existe la materia o la materia es una creencia. Por lo tanto esta persona niega o pone en duda la existencia empírica de los cuerpos biológicos y de sus necesidades, o dice que lo empírico son sólo ideas en su conciencia. En un artículo anterior ya rebatí el idealismo filosófico, pues la realidad existe y está compuesta por materia/energía y Lógica (A=A)[2]. En dicha realidad existen sujetos que tienen conocimiento sobre la realidad. (No confundir la «existencia empírica de X» con «cómo es percibido X por cada subjetividad», o con «cómo es nombrado X»). Si crees que la materia no existe o que la materia es una creencia entonces no hace falta que sigas leyendo.

Tyrannosaurus rex llamado SueAlgunas personas confunden el pasado con la existencia presente. Cuando hablamos de existencia (de realidad) nos referimos a existencia en el presente (presentismo), no a «existencia en el pasado» ni a la «existencia en el futuro». Por ejemplo, en la Tierra no existen Tyrannosaurus rex vivos, existieron: los Tyrannosaurus rex vivos no son parte de la realidad, lo fueron. Hay tres posibles de respuestas frente a la pregunta de si existe empíricamente un determinado objeto X o una determinada propiedad de un objeto existente: sí, no y duda (incluye lo que alguien crea). En cambio, sólo hay dos posibles respuestas frente a la pregunta de si está demostrado empíricamente para uno mismo un determinado objeto X o una determinada propiedad de un objeto existente: sí o no.

Algunas personas confunden «creer» que algo existe empíricamente con «afirmar» que algo existe empíricamente. Por ejemplo, no es lo mismo creer que tu boleto de lotería está premiado, que afirmar que tu boleto de lotería está premiado. No es contrario a la realidad creer que existe (duda) lo que a cada uno le de la gana: dioses, demonios, hadas, gnomos, extraterrestres, etc. Incluso los científicos creen que algunas cosas podrían ser reales y las investigan para intentar demostrarlas empíricamente. Es importante darse cuenta que los religiosos realmente no creen que existe un «dios», sino que afirman la existencia de un dios; por eso pocas veces oirás a un religioso decir: «creo QUE existe un dios», sino que les oirás decir «creo EN dios» o «tengo fe EN dios», pues sin demostración empírica asumen la existencia de un «dios» y expresan su confianza en «él». El problema aparece cuando los religiosos intentan imponer socialmente la supuesta existencia de dioses para imponer «las normas de dios»[3] en lugar de imponer las normas de la Ética basada en la realidad[4]. En el siguiente vídeo Richard Dawkins no denuncia que alguien crea QUE existe X, por ejemplo que crea que existe una Tetera Celestial (duda), sino que denuncia que alguien crea EN ideas no demostradas empíricamente que se asumen como empíricamente existentes, por ejemplo «creer en la Tetera Celestial», y que se intentan imponer socialmente.


La analogia de la Tetera (Link)

Algunas personas afirman que existen objetos o determinadas propiedades de objetos, pero no lo demuestran empíricamente. Cuando a dichas personas se las solicita que demuestren la existencia de dichos objetos o propiedades de estos responden diciendo que «quien tiene que demostrar la no-existencia de dichos objetos y propiedades son los demás». Estas personas usan la falacia de eludir la carga de la prueba. La falacia de eludir la carga de la prueba consiste en afirmar una conclusión sin aportar razones que la fundamenten o en exigírselas al oponente, pero es quien afirma algo quien debe probarlo más allá de toda duda razonable. Si una hipótesis sobre la realidad pretende ser objetiva y significar algo, entonces debe haber algunas condiciones imaginables que puedan verificarla, y algunas condiciones imaginables que puedan refutarla: la conclusión sobre la hipótesis debe apoyarse en los resultados de las observaciones. Algunas personas usan la confianza de los demás para afirmar cosas sin demostrarlas, de esta manera pueden mantenerles engañados y manipularles mientras no les descubran. La demostración no es una cuestión de confianza, sino de método científico (reproducibilidad y refutabilidad). Si bien alguien puede haber visto algo (aunque no podemos descartar que sea una alucinación), por ejemplo haber visto a un animal que se creía extinto, sería un error que desde instituciones sociales se afirmara dicha existencia basándose sólo en testimonios. La existencia empírica sólo se verifica mediante la existencia empírica, aunque gracias a la fotografía y especialmente al vídeo podemos registrarla y mostrarla indirectamente.

Algunas personas reconocen que es erróneo afirmar «X existe empíricamente» si X no se nos ha demostrado empíricamente, pero dicen que tampoco se puede afirmar «X no existe empíricamente» mientras no se demuestre empíricamente que no existe. Este argumento es defendido por quienes dicen que debemos mantenernos en la duda, exigiendo la demostración empírica de la existencia de X, pero también exigiendo la demostración empírica de la no-existencia de X. Antes que nada, voy a exponer las categorías implicadas en esta cuestión. La realidad se divide en dos partes: por un lado está la realidad objetiva, que es aquella realidad compartida (materia/energía) que está fuera de nuestra conciencia; y por otro lado está la realidad subjetiva, que son las ideas que hay en cada conciencia y que incluyen el conocimiento individual sobre la realidad objetiva:

Realidad objetiva (materia/energía)

Existencia empírica de la idea X, ó no existencia empírica de la idea X.
Ejemplo: el planeta Tierra, etc. y planetas no descubiertos.

Realidad subjetiva de cada sujeto (conocimiento subjetivo o individual)

P1) La idea X no está demostrada empíricamente para un sujeto Z.
C) X no existe empíricamente para Z. (aquí entra si el sujeto Z cree que X existe empíricamente o no, si es que Z cree algo sobre X, por ejemplo: «Los planetas con forma de cubo no existen empíricamente para mí, ni creo que existan», «Los planetas con forma de cubo no existen empíricamente para mí y no sé si existen» o «Los planetas con forma de cubo no existen empíricamente para mí, pero creo que existen»)

P1') La idea X está demostrada empíricamente para un sujeto Z.
C') X existe empíricamente para Z.
(La reproducibilidad de P1' hace que la afirmación «X existe empíricamente» sea considerada «conocimiento científico». Ejemplo de conocimiento científico: «El planeta Tierra existe empíricamente».)

El problema aparece cuando alguien afirma «X existe (empíricamente)», lo cual implica que afirma que «X está demostrado empíricamente», pero no nos lo demuestra empíricamente, por lo tanto, supuestamente está demostrado empíricamente PARA ÉL. Es cierto que, si la definición de un objeto X no es contradictoria, no podemos, sin riesgo a equivocarnos, afirmar que «X no existe empíricamente» si antes no demostramos empíricamente que X no existe en todo el Universo, lo cual es técnicamente imposible en la gran mayoría de los casos. Si alguien afirma que «X no existe expíricamente» sin demostrar empíricamente que X no existe se la estaría jugando sin saber si ha acertado, pues habría una determinada probabilidad de que X existiera o que X no existiera; en cambio, si afirma que «la existencia de X no me ha sido demostradada empíricamente» entonces eso no implica nada para la realidad objetiva, pero sí para la realidad subjetiva: X no existe empíricamente en el conocimiento de dicha persona, es decir, si afirma «X no existe para mí» entonces dice algo cierto, y eso seguirá así mientras X no le sea demostrado empíricamente. Un asunto a parte es lo que alguien crea (sus creencias), pues aunque para el conocimiento de uno mismo X no exista empíricamente porque X no le ha sido demostrado empíricamente, uno puede creer que X existe, creer que X no existe, o no creer nada sobre X y responder «no lo sé».